Hoy oramos por:


Hoy oramos:

Dando GRACIAS a DIOS.

Por lo bueno que es Él y su máxima muestra de Amor a través de la Salvación que nos da en Su Hijo, porque nos da la oportunidad de conocerlo a través de la Fe y por la gloriosa Esperanza que tenemos de su próxima y gloriosa venida.

22 noviembre 2013

Finanzas para jóvenes


¿A dónde se va el dinero? ¿Por qué no me alcanza? Seguramente te has hecho estas preguntas más de una vez, y ¿sabes? no eres el único, de hecho todos vemos como el dinero se esfuma en nuestras manos rápidamente.

Pero esto no necesariamente tiene que suceder así, al contrario, tú puedes tener el control de tu dinero.

Tampoco tienes que ser millonario o esperar recibir una súper herencia para comprar ese auto de tus sueños o tener ese depa en la zona que te gusta, todo eso y más puedes tener si desde hoy comienzas a aprender como administrar tu dinero. Si empiezas hoy y no lo dejas para después vas a poder disfrutar de grandes recompensas muy pronto en tu vida, así que aprovecha las ventajas que ahora tienes al vivir con tus papás, estar soltero o soltera y no tener grandes responsabilidades económicas. Recuerda “La riqueza no depende de cuánto dinero ganas, sino qué haces con él después de obtenerlo”.

Hay algunas preguntas que deberás hacerte y así te darás cuenta de los cambios que necesitas para mejorar tu manejo del dinero.


¿Lo deseo o lo necesito?
Los deseos son ilimitados pero los recursos son limitados así que aunque no quieras tienes que elegir de acuerdo a tus prioridades, el problema es cuando no las tienes bien identificadas y sucumbes ante la tentación de gastar en ese regalito para tu mejor amiga o la flor diaria para tu novia. Comprar el modelo de celular más reciente o aquella bolsa fosfo que van con tus zapatos obviamente no son una necesidad. Tus necesidades básicas son comida, vestido, vivienda, transporte, medicinas y educación, no más, y seguramente todas o la mayoría las pagan tus papás.

¿Cómo gano dinero?
La única manera de ganar dinero es trabajando, sí, aunque te dé flojera es la única pues cualquier otra opción no será legal o moral.
Puedes buscar un trabajo fijo donde te darán un sueldo semanal o quincenal y tendrás las prestaciones que la ley establece o puedes emplearte por tu cuenta y ser tu propio jefe pero para esto necesitas ser súper disciplinado ya que no hay quien te esté checando o poniendo horarios. Puedes autoemplearte vendiendo algo, prestando un servicio y si eres muy listo podrías dar asesorías o enseñar a tocar un instrumento.

¿Cómo es eso del diezmo y ofrendas?
Tal vez has visto que tus papás dan un sobrecito de diezmo en la iglesia pero la verdad es que no te has puesto a averiguar de dónde lo sacan y a ti sólo te dan para la ofrenda. Pero ahora que ya trabajas te han dicho que debes separar tu propio diezmo y tu ofrenda. ¿Cómo debes hacer? El diezmo es la décima parte de lo que ganas por lo que desde el momento en que te llega el cheque o sacas el dinero de tu cuenta de nómina debes separar el 10% para diezmo y por lo menos un 5% para ofrenda. Pero ojo, si tienes descuentos que se aplicaron a tu nómina el cálculo del diezmo es antes de esos descuentos, así también si tienes tu propio negocio debes considerar el ingreso total antes de descontar los gastos que hiciste.

¿Ahorrar? ¿Cómo?
Aparentemente es imposible ahorrar y si lo haces de repente surgen esos gastos inesperados que te obligan a quebrar el cochinito, pero la verdad es que ahorrar es fácil si lo haces desde que recibes tu pago. Si así como te llega el dinero separas tu ahorro y lo depositas en una cuenta especial o en tu alcancía con la solemne promesa de no sacarlo para nada hasta que completes para tu primer auto, verás que es fácil. Se recomienda tener 4 separados: uno para gastar a corto plazo, un segundo para ahorro para tu retiro, el tercero para donar y el cuarto para invertir. Puedes separar entre un 10 y un 15% de tus ingresos para todos estos ahorros.

¿Qué hago con mi tarjeta de crédito?
Seguro que te sientes muy importante sacando tu tarjeta de crédito para pagar cuando invitas algo a tus amigos o a tu chava pero, ¡PRECAUCIÓN! si no sabes que al final del mes tendrás que pagar todos esos gastos te meterás en muy serios problemas. Pero si programas tu mente (y tu mano) para sólo usar la tarjeta de crédito para imprevistos y sólo sabiendo que tendrás el dinero para cubrir el saldo a deber, te será de gran utilidad. No caigas en la trampa de los meses sin intereses porque puede acumularse un saldo mensual total más alto que si te hubieras comprado un auto al contado.

¿Presupuesto? ¿Qué es eso?
Aunque suene como una palabra sólo para adultos la verdad es que es indispensable para todos en este mundo y saber utilizarlo te evitará desencantos en la vida y te ayudará a que coseches muchos éxitos.
Un presupuesto no es más que una resta entre el dinero que te llega (ingresos) y  los gastos (egresos) que planeas tener en un periodo determinado de tiempo. Si el resultado es negativo tienes que analizar tus gastos y eliminar aquellos que no necesitas. Recuerda incluir en tu presupuesto tu diezmo y tus porcentajes de ofrendas y ahorros los cuales no debes eliminar para dejar gastos en su lugar. Lo ideal es que tu presupuesto tenga un resultado positivo, o sea, que los ingresos sean más que los egresos.

¿Cuándo empiezo?
¡Desde ya! El tiempo no se detiene y no puedes darte el lujo de perder tiempo y dinero que después no podrás recuperar. Si solamente estas estudiando y tus papás te pagan todo, tienes suerte porque el dinero que obtengas trabajando o del domingo que te dan lo podrás administrar sólo para ti. Haz cuentas, ¿cuánto dinero tendrás en 10 años si comienzas a ahorrar hoy? Para cuando tengas 60 años ¿cuánto dinero habrás ahorrado para tu retiro? Entre más pronto comiences a trabajar y a ahorrar más tendrás. Además tendrás dinero para invertir ya sea en un negocio o en inversiones financieras que te dan la oportunidad de aumentar tu capital.

Algo IMPORTANTÍSISMO que no debes olvidar: Hazte socio de Dios, ¿no lo crees? si lo haces tu negocio prosperará pues, como en toda sociedad, deberás consultar todas tus decisiones con tu socio y Él te dará el mejor consejo.

Recuerda que tus amigos y tu novia o novio pueden ayudarte a obtener el éxito en esta aventura financiera o pueden hacer que fracases, así que elige y toma la mejor decisión para tu vida no sólo para hoy sino para tu vejez.

“La bendición del Señor es riqueza
que no trae dolores consigo”. Proverbios 10:22 DHH


Gracias a la Revista "Expresión Joven" de Gema Editores por publicar este artículo en su edición de Noviembre 2013.

No hay comentarios: